ARMANDOAID: LA ESCUELA DE OINOFYTA

CAMPOS DE REFUGIADOS EN GRECIA. PORQUE TODOS LOS NIÑOS TIENEN DERECHO A UNA EDUCACIÓN

¿ESTÁS BUSCANDO CAMPOS DE REFUGIADOS EN GRECIA? ¿QUIERES CONOCER LO QUE HA CONSEGUIDO MARÍA EN EL CAMPO DE REFUGIADOS DE OINOFYTA CON NIÑOS  DE AFGANISTÁN Y PAKISTÁN? ¿QUIERES VER QUÉ HACEN LOS VOLUNTARIOS QUE PASAN POR AQUÍ?

"Oinofyta ArmandoAid school" de un sólo vistazo

¿Dónde están?

El campo de refugiados de Oinofyta, al igual que otros campos de refugiados en Grecia, ha sido recientemente desmantelado por el gobierno griego. Actualmente ArmandoAid está buscando nueva localización para la escuela. Así podrá seguir dando educación digna a cientos de niños refugiados de la guerra.

Cómo contactar con ellos

Página web: https://www.armandoaid.org

Contacto: info@armandoaid.org

Facebook: ArmandoAid Facebook

Objetivo

Que los niños, niñas, adolescentes, jóvenes, hombres y mujeres puedan tener una educación en campos de refugiados. Esto les proporciona una mejor integración en el país que les acoge, dándole oportunidades de labrarse un futuro.


¿Quieres ayudar en los campos de refugiados en Grecia? Consejos

Sorprendentemente, con la cantidad de ayuda necesitada en los cientos de campos de refugiados en Grecia, no es tarea fácil dar con un lugar donde poder colaborar. El viaje es sencillo: los vuelos a Grecia son relativamente baratos y no se requiere pasaporte si formas parte de la UE. Además, no necesitas vacunas específicas de Sanidad Exterior. Lo complicado es que no se puede llegar por libre y pedir acceso para trabajar dentro directamente. El proceso es más largo, y por requerimientos gubernamentales y seguridad es necesario entrar a trabajar a través de una ONG autorizada. Además debes estar registrado desde antes de tu llegada.

Las ONGS sólo admiten un pequeño cupo de voluntarios y con disposición para periodos de más de un mes. Así, se facilita la estabilidad del campo. Por todo esto, te recomendamos comenzar a buscar ONG al menos con 3 meses de antelación, si no más. También os aconsejamos que tengáis un nivel medio de inglés, ya que la mayoría de las ONGS que allí trabajan son de origen anglosajón. A no ser que sepas Farsi, lengua oficial Siria- Afgana-Iraní, tendrás que comunicarte con los refugiados en inglés. Tienen bastante buen nivel, en especial los niños y jóvenes. También es aconsejable que lleves un certificado de antecedentes penales o naturaleza sexual de la policía (puedes hacerlo pinchando este link).


¿Cómo empezamos a buscar?

Desde que nos conocimos, compartimos el interés por el voluntariado. Tras contarle a Dicen mis experiencias en Chazon y en Perú, no dudó ni un instante en unirse a la iniciativa. Este año no teníamos duda sobre dónde queríamos ayudar. El tema de los refugiados en Europa nos tocaba mucho a los dos. Pensamos que es una crisis humanitaria real que se está viviendo ahora, y teníamos la oportunidad de formar parte (a pequeña escala) de la solución. Nos sentíamos con la obligación de actuar con este problema que nos toca tan de cerca. Nos sirvió de muchísima ayuda el grupo de Facebook Bienvenidos refugiados voluntariados Grecia. Este grupo tiene mucha información sobre el tema de ayudar por tu cuenta en los campos de refugiados en Grecia. Responden rapidísimo a los mensajes y te envían un documento con cantidad de información actualizada de todos los campos de refugiados en Grecia y ONGS que trabajan en ellos. Para nosotros fue súper útil. Queríamos buscar un lugar donde poder trabajar los dos juntos. 

Gracias a los enlaces del documento pudimos ver tanto squats como los campos de refugiados en Grecia que buscaban nuestro perfil profesional. Además de esto, te facilitan un enlace a una web griega sobre otros puestos de trabajos necesarios. Buscan avistadores de embarcaciones en las costas, limpieza, distribución de alimentos, conductores, etc. Es decir, otras labores tanto fuera como dentro de los campos de refugiados en Grecia donde puedes ayudar sin tener una formación profesional específica. También os proporcionan información sobre alojamientos, papeles de acceso e incluso grupos de facebook donde conocer otros voluntarios para compartir gastos.  En resumen, este documento fue el punto de partida de nuestra búsqueda.



¿Cómo encontramos ArmandoAid?

Después de contactar con muchas ONGS a través de Facebook y correo electrónico tuvimos la suerte de hablar con María. Nos sorprendió su familiaridad y acogimiento, y las ganas con las que nos transmitía el trabajo que realizan. Sin esperar, nos explicó las tareas que nosotros podríamos realizar con ellos. María ha creado una escuela que también es una familia para los niños refugiados de Oinofyta, donde los niños tienen la oportunidad de aprender, jugar, cantar, y compartir momentos especiales con los demás. En definitiva, les ha dado la oportunidad de seguir teniendo una infancia.


¿Dónde está ArmandoAid?

Tras hablar con María, decidimos que la mejor opción sería trabajar para ArmandoAid, la ONG creada y gestionada por ella. Hacía un año había construído una escuela independiente dentro de uno de los campos de refugiados en Grecia: Oinofyta. María estaba buscando una profesora para cubrir una clase de niños de 8 años (2º de primaria), además de alguien con conocimientos informáticos. La idea era poder construir una pequeña sala de ordenadores para todos los niños del cole.

Oinofyta es un pueblo que está a unos 40 km de Atenas, con lo cual teníamos mucha facilidad de transporte. Se puede llegar en tren sin necesidad de alquilar un coche (aunque lo recomendamos enormemente, ya que los pueblos son muy pequeños y apenas hay taxis o autobuses que conecten un pueblo con otro).  Encontramos alojamiento a través de Airbnb en una casa rural de un pueblo cercano (Plaka Dilesi). Los locales son muy simpáticos y familiares, ¡y la comida griega es exquisita! Compartimos esta casa con dos de los voluntarios que trabajaron con nosotros, Deej y Veena, a los que conocimos por un grupo de facebook. Con ellos compartimos momentos divertidísimos.

La casa estaba cerca de la casa de María y otros voluntarios, así que tuvimos la ventaja de que nos llevaban y traían en coche. Ir caminando por carretera por los pueblos de Grecia no es una opción, debido a la cantidad de perros abandonados que hay. Por desgracia, en alguna ocasión han atacado a los viandantes. Eso si, estaba nuestro amigoperro Canelo. Nos perseguía por el pueblo para saludarnos allí donde aparecíamos, saltando como una cabrita. ¡Besitos Canelo!


¿Cómo es la vida en Oinofyta?

La situación de estos peques es bastante inestable en estos campos de refugiados en Grecia. El gobierno griego apenas proporciona educación básica y no puede acogerles a todos. Debido a que la escuela de María se mantiene del trabajo de voluntarios, muchos de estos niños cambian de profesor a cada mes. Por eso al principio, la toma de contacto con los niños es un poco dura. Echan de menos a sus profesores anteriores y no quieren que venga gente nueva a darles clase. Sin embargo, al cabo de unos días comienzan a encariñarse y a no despegarse de ti, y ese cariño que comienzan a darte lo valoras mucho más. Tuvimos una relación muy especial con ellos. Se acuerdan de todos y cada uno de los profesores voluntarios que les han dado clase. ¡Una de las cosas que nos resultaba muy divertida es que cada vez que hacían un dibujo nos pedían que se lo dedicaramos a todos los profes que les habían enseñado!

Comenzar a trabajar con ellos no es un camino de rosas, y hay que ser conscientes de esto antes de tomar la decisión de trabajar en campos de refugiados en Grecia. Huyen de una guerra, y no contentos con abandonar hogares tienen grabadas en sus retinas experiencias traumáticas. Algunos han visto morir a sus padres delante de sus casas. Y ahora aquí aunque a salvo de la guerra, tienen que seguir viviendo en una inestabilidad constante.

En nuestro caso, los niños de Oinofyta vivían en habitaciones o tiendas provisionales en el interior de una antigua fábrica abandonada. Dentro había una zona de lavandería común y una zona de cocina. Sus familias no trabajan y muchas de ellas provienen de zonas rurales de Afganistán, por lo que muchos no saben leer ni escribir, y no conocen la importancia de la escuela. Para muchos el asistir al colegio no es una obligación, así que muchos de ellos pasan el día sin tener ningún tipo de rutinas.  Es muy difícil motivarles a venir a la escuela.


¿Cómo es tu trabajo diario como voluntario?

Nuestro mes de trabajo fue súper gratificante, pero también duro e intenso. En la escuela de ArmandoAid, puedes dar clase a grupos de niños desde los 5 años a los 14 aproximadamente. Las clases son mixtas. Se trabajan especialmente las mates y la lectura del inglés, enfocando la enseñanza a través de centros de interés (los animales, los alimentos, la ciudad...). También hay ratos diarios para trabajar arte, ciencias, cocina...Si puedes prestar tus habilidades para otro tipo de clases (informática, teatro, cine, psicología...) María lo incluye entusiasmada en el horario de los peques.

Nosotros durante un mes, hemos trabajado dando clases de matemáticas y lectura a niños de 2º de primaria (Ana). También dimos clase de informática a todos los niños de Oinofyta School (Dicen). Además de las clases por la mañana, después de comer existe un programa de clases particulares por las tardes para niños que necesitan refuerzo. Otros trabajan dando clases particulares de inglés a adultos. Tras las clases, se dedica un rato a preparar clases y a mantener la escuela (tienes turnos para limpiar los baños, las clases, cuidar del jardín, etc)

Además, debido a los motivos anteriormente mencionados, otra de tus tareas como voluntario es la de hablar y convencer a las familias de la necesidad de que sus hijos vayan al cole. Las visitas a las familias son muy enriquecedoras. Los afganos son unas personas súper agradables, bromistas y serviciales, y están deseosos de recibir visitas. ¡Hacen unos pasteles de leche buenísimos!. De hecho a veces mandaban llamar a los niños para invitarte a sus casas y charlar contigo sobre sus experiencias y costumbres.

Pero a lo que íbamos: dada la falta de motivación de algunos peques para asistir al cole, los profes que allí trabajan tienen que ser muy creativos. Nosotros inventábamos muchas iniciativas para que los niños pudieran aprender sin darse cuenta: a través de juegos. Todos los días María organizaba asambleas entre los voluntarios donde podíamos compartir nuestras ideas y actividades. Juntos también compartíamos y creábamos nuevos materiales de trabajo e intercambiábamos experiencias del día a día.  Normalmente la rutina de trabajo es de 9 am a 7pm de la tarde. Así que si lo que buscas es trabajar en campos de refugiados en Grecia, ¡ven con las pilas cargadas! Porque allí se curra, y a eso vamos.



Nuestra huella

Gracias a las donaciones de muchas personas en España, llevamos puzzles y disfraces para jugar y realizar teatro en clase. También creamos una sala de ordenadores con conexión a internet y un cine para ver películas. De este modo podíamos proporcionar educación en valores de una forma divertida y atractiva. 

Gracias a amigos como Sara, Silvia, Marta y Pepe, o a nuestra familia, a Rosa, Julio, Eugenio y Loli, y a muchas madres y profesoras del colegio Carmelitas de Cádiz, los niños disfrutaron una sesión de cortometrajes educativos. ¡Les encantó!


¿Cómo fue la convivencia con los voluntarios ?

La convivencia con los voluntarios fue otro punto a favor. Convivimos con gente de Nicaragua, Inglaterra, USA, Australia y España, y les recordamos con mucho cariño. Muchas comidas, risas, charlas, e incluso escapadas de fin de semana a Atenas. En definitiva, ¡momentos inolvidables! Lo pasamos genial. ¡Gracias a todos por hacernos sentir como una gran familia!

Ha sido una experiencia dura, pero dulce e inolvidable para nosotros. Nos ha abierto aún más los ojos para acercarnos a la realidad que millones de niños están viviendo en el mundo. Una realidad triste como la de huir de sus hogares por un motivo sin sentido: la guerra. Sin duda alguna, os animamos a que viváis una experiencia similar. ¡Anímate a colaborar con ArmandoAid en los campos de refugiados en Grecia! Nos necesitan.


¿Cómo seguimos colaborando con ellos?

Ahora mismo estamos inmersos junto con otros voluntarios compañeros de Armando Aid en la fabricación y venta de calendarios de mesa.  Así podemos apoyar económicamente este proyecto tan bonito que ha desarrollado Maria en Oinofyta. Nos consta que seguirá desarrollando su proyecto en otros campos de refugiados en Grecia. ¡OS DAREMOS MÁS INFORMACIÓN PRÓXIMAMENTE! ¡Síguenos en el blog!


Nuestras entradas sobre Oinofyta

Si quieres ver más vídeos visita nuestro canal de Youtube

¿Cómo puedes ayudarnos a empezar el cambio? 


1

¡ÚNETE A NUESTRA LISTA!

¡Únete a nuestra lista de email para recibir de primera mano información sobre dónde estamos en cada momento y sobre los avances y proyectos en los que nos vamos a meter de cabeza!


2

¡LEE Y PARTICIPA EN NUESTRO BLOG!

¡Léenos, coméntanos, contáctanos! Eres parte de esta aventura y tu opinión ese muy importante.

¡Haz tuya parte de nuestra experiencia!


3

¡COLABORA EN LA MEDIDA DE LO POSIBLE CON ESTA INICIATIVA!

Tu ayuda es muy importante para que podamos hacer realidad nuestro sueño y los sueños de aquellos a los que vamos a ayudar. ¡Colabora con nosotros en la medida de tus posibilidades!

NUESTROS PATROCINADORES

RED DE HOSTELERÍA SOLIDARIA "AMIGOS DE BOQUEWORLD" DE LA PROVINCIA DE CÁDIZ

¡Y NO TE OLVIDES DE VISITAR NUESTRAS REDES SOCIALES! QUEREMOS QUE ESTÉS CON NOSOTROS Y SENTIR CERCA TU APOYO

Copyright © 2019 · Todos los derechos reservados
Contenidos por Juan Miguel Dicenta | Privacidad | Politica Cookies | Boqueworld